minientrada Crónica BLACKBERRY SMOKE Barcelona 18.10.2015 por Noe Garcés (GRAVELROAD76)


Por fin había llegado el día que tanto tiempo habíamos estado esperando. Los chicos de Atlanta volvían a tocar en  nuestra ciudad pasados seis años desde su última visita.
Nerviosos e impacientes, llegábamos a la Sala Bikini poco antes de la apertura de puertas, donde nos sorprendió una notable multitud haciendo cola con el fin de ocupar los puestos más cercanos al escenario, para así no  perderse un detalle de lo que se avecinaba. Y es que, aún siendo conscientes del “sold out”, no podíamos imaginar esta sala tan exageradamente concurrida.

22538836_1522496727817329_4641716413412493641_oApenas nos había dado tiempo de encontrar nuestro lugar, cuando The Record Company (los teloneros de Blackberry Smoke en esta ocasión) captaron totalmente nuestra atención con una breve pero intensa y movida muestra de country y blues rock en una estupenda mezcla que, sin duda, nos sorprendió muy gratamente e hizo que los que no les conocíamos nos interesásemos por el trío californiano. El vocalista Chris Vos hizo las delicias de los allí presentes con su guitarra y su armónica, el bajista y guitarrista Alex Stiff y el encargado de la batería Marc Cazorla, se bastan y se sobran para llenar el escenario con su increíble energía. Una banda que, inevitablemente, nos dejó con ganas de más tras una media hora de concierto.

22550516_1522495661150769_7149996338984699919_oUna vez hecho el rodaje con los de Los Angeles y tras un breve parón, hacen acto de presencia los tan esperados Blackberry Smoke.Sin más preámbulos, los chicos se posicionan y nos arrullan con “Six ways to Sunday” sin a penas darnos tiempo a asumir lo que estábamos a punto de vivir. Charlie Starr ocupa el centro del escenario guitarra en mano, pues será el centro de atención en todo momento. Richard Turner, a su derecha, se arma de su bonito bajo, Brit Turner se esconde tras la batería, Paul Jackson a su izquierda acompañando a Charlie con su Gibson sg blanca y su voz en todo momento, y un brillante Brandon Still a los teclados, sería la formación que nos haría alucinar aquella noche. Los de Atlanta escogieron un muy acertado y completo setlist con canciones a gusto de todos, y muchos de los temas que la multitud ha esperado años para poder bailar y cantar al unísono con la banda ante sus ojos. Sonaron temas como “Testify”, “Fire in the hole” y una de las favoritas de su nuevo álbum, “Rock and roll again”, con las cuales consiguieron  que el espíritu del Rock’n’Roll se apoderase de los allí presentes. También sonaron temas más tranquilos pero igualmente ansiados como: “Ain’t got the blues”, “Everybody knows she’s mine” y “Pretty Little Lie”. Temas, en mi opinión, imprescindibles en una noche en la que todos queríamos saborear la esencia sureña que hizo que muchos nos enamorásemos de Blackberry Smoke. No restaron protagonismo a los temas míticos como “Sleeping dog”, “Up in the Smoke” o “Shake your Magnolia”, e hicieron un pequeño pero increíble homenaje a Led Zeppelin con una magnífica cover de “Your time is gonna come” coreada por todos.

22491666_1522495461150789_1348561128491826725_n“Good one comin’ on”, “The Whipoorwill”, “One horse  town” y un largo etcétera de temas se sucedían entre maravillosas melodías de guitarras y teclado que nos hacían viajar a otro lugar mientras Charlie invitaba al público a cantar los estribillos de los temas más clásicos. La lista estaba diseñada de forma que temas como “Holding all the roses” y “Too high”, ambos de su último trabajo, sonasen de forma intercalada entre temas como “Payback’s a bitch”, “Shakin’ hands with the holy ghost” o “Ain’t much left of me”. En definitiva, una banda curtida y muy profesional que técnicamente no dejaron nada en el tintero y cumplieron con las altas expectativas lo que todos teníamos en mente. Una noche inolvidable a la que si tuviésemos que sacarle alguna pega, sería el hecho de que quizá echásemos en falta la extensión de algunos de sus temas con esos “adornos” que sólo se pueden disfrutar en los directos y también algo más de química entre los integrantes de la banda sobre el escenario.
Pero creedme, ha valido la pena esperar todos estos años. Ver a estos chicos a escasos metros ofreciendo uno de los mejores conciertos que hemos visto hasta ahora hace que te frotes los ojos preguntándote si todo es un sueño. Sin duda alguna tenemos que  dar las gracias una vez más a los promotores que hacen posible que podamos disfrutar de bandas de este calibre en diversas salas de nuestro país. BLACKBERRY SMOKE ROCKS

Fotos y Texto: Noelia Garcés Espejo

VIDEO BLACKBERRY SMOKE BARCELONA 18.10.2015

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s